Caasiopeia 동방신기

Caasiopeia 동방신기

1 jul. 2017

Camino al Amor ♥ Destino 07




Segunda Temporada (Capitulo 14)



Destino 07

“Escuchando al Corazón”

--->

La noche había caído, entre risas y fiesta, parecía como si la familia de Junsu no durmiera, lo mejor era que estaban felices, se desvivían para demostrarles lo maravillados que estaban con la pareja, con el hecho de que Junsu haya vuelto a casa, nunca hubo un solo comentario sobre la huida, sobre el tiempo que se demoraron en volver, al menos no de manera hiriente, a veces hablaban de la huida solo para molestarlos de manera cariñosa, aunque la única que hablaba de eso era Junha...

Junha estaba maravillada con Yoochun, por la manera (ella lo veía así) de tratar a Junsu, a sus ojos podía ver el gran amor que sentía por él y no estaba equivocada

Eran casi las 2 de la mañana y Yoochun por fin podía volver a su cuarto, recién a estas horas lo habían dejado retirarse a descansar...

Había conocido al menos a la mitad de la familia de Junsu, al menos eso le había dicho su suegra...

Suegra...

Cuanto hubiera querido que ese nombre con la que llamaba ahora a la madre de Junsu fuera así para siempre, aquella bella familia era más de lo que él hubiera podido desear para el...

Cuanto daría porque toda esta fantasía que estaba viviendo sea real, si era un sueño no quería despertar jamás...

Yoochun vio a Minho dormido en su cama, no sabía que lo había estado esperando hasta quedarse dormido, suponía que también era un momento difícil para él, después de todo, él era quien debía recibir los abrazos y las bendiciones y en su lugar Yoochun estaba siendo prácticamente arrastrado al altar...

Pero todo acabaría muy pronto...

Estaba a punto de sentarse en el respaldar de su cama, cuando vio a Junsu entrar a su cuarto...

- se lo has dicho?

Hace un rato en la reunión Yoochun había visto como Junsu había jalado a sus padres hacia afuera del salón, había supuesto que ya todo se sabía...

- no! – dijo Junsu un poco ofuscado – y lo peor es que no se!!

Junsu si sabía porque, pero aún no podía darse cuenta...

- lo sé – dijo mirando la expresión del pelinegro – podría habérselo dicho fácilmente cuando llegamos, pude habérselo dicho a mi madre y a mi padre hace un momento, tuve muchas oportunidades, pero cada vez que estaba a punto de hacerlo una extraña sensación me hizo no hablar...

¡Eso significa que no lo querías dejar ir!, Junsu necesitaba un empujón para que cayera en la verdad, antes de que sea demasiado tarde...

- me embargo una inquietud que no entendía, sentí miedo, mucho miedo, como si algo estuviera mal, como cuando perdí el tren, cuando corrí detrás de él y no pude alcanzarlo!
- cálmate...

Yoochun le acaricio la mejilla...

- respira...

Junsu le hizo caso y respiro despacio...

- que es eso? – le dijo mirándolo directamente a la frente
- que pasa?

Junsu se pasó la mano por la frente por instinto pensando que tenía algo allí o estaba sucio...

- que es?
- eso – dijo Yoochun
- que?

Yoochun coloco su dedo entre sus dos cejas, justo allí donde se marca la expresión...

- esto – señalando las arrugas de entre las cejas – esa marca se ve muy fea y te pone feo, tu rostro debería ser así

En ese momento Yoochun sonrió de oreja a oreja pestañeando, sus pómulos se ensancharon y podía ver los hoyuelos que hacían en sus mejillas...

Junsu lo miro un par de segundos y luego lo imito, las marcas entre sus cejas desaparecieron y al igual que Yoochun aparecieron en sus mejillas 2 hoyuelos...

- muy bien! – le dijo Yoochun – ahora si estas precioso como siempre...

Junsu estaba tan conmovido...

- tienes que ser siempre así – dijo Yoochun - además mientras escuches a tu corazón, todo saldrá bien, ok?

Junsu asintió...

- te miro – dijo Junsu - y veo que te estas tan loco como yo...

Junsu hablaba de la locura que él tenía cuando lo conoció, la depresión lo había vuelto más desconfiado, pero sabía que Yoochun a su lado recuperaría todo lo que había perdido...

- yo...

- Junsu!!

Junsu ni siquiera sabía exactamente que le iba a decir, pero Junha tampoco lo había dejado descubrirlo. Su hermana está afuera del cuarto de Yoochun y Minho...

- voy a entrar!

- habla con Minho – le dijo Yoochun a Junsu antes de que su cuñada entrara – está muy nervioso y hablar contigo lo va a calmar

Junsu asintió...

- estoy entrando...

Junha entro y no estaba sola, a su lado estaban 2 de sus primas...

- que es lo que está pasando aquí?
- dame un minuto – dijo Junsu – estoy hablando
- lo siento – dijo Junha agarrando a Yoochun y poniéndolo a su lado – acaso la abuela no les dijo que no podían pasar la noche juntos hasta después de la boda?
- cuñada querida, eres muy entrometida

Junha se tocó en el corazón como si le hubiera dolido lo que Yoochun le había dicho...

- cuñado, me has roto el corazón!

Había tanta bulla que Minho había empezado a despertarse...

- has llamado a mi ira y te maldecirá por el resto de tu vida...

Yoochun rió...

- vámonos! – le dijo Junha a su hermano

- que está pasando?

Junha vio como Minho empezaba alzar la cabeza con los ojos medio abiertos...

- no lo puedo creer Junsu, en frente suyo?
- cállate – le dijo dándole un lapo a su hermana, esta solo rió en coro con sus primas – hablaremos mañana sí? -esto último lo dijo en voz baja y era para Yoochun
- no hagan trampa! – le dijo Junha y jalo a Junsu – adiós cuñado, ten una buena noche con tu amigo

Y riendo salieron de allí Junsu con ellas, Yoochun rió para sus adentros, aun podía escuchar sus risas por el pasillo...

- que ha pasado? – dijo Minho sentándose en su cama
- Junsu vino a verte, pero no te preocupes, dijo que hablaría contigo mañana por la mañana
- pero...

Minho se volvió a tirar a su cama y volvió a dormir, ya no servía de nada enojarse más...

Yoochun camino hacia la entrada del cuarto para cerrar la puerta y vio como Junsu era obligado a entrar a su cuarto, detrás suyo, su hermana y sus primas...

Se quedo solo unos segundos observando, tratando de guardar aquella imagen en su memoria, después de eso cerró la puerta y fue a dormir...

Por su parte Junsu se asomó a la ventana para ver el cuarto de Yoochun, un segundo menos y ambos se habrían encontrado a la distancia...

Había tantas cosas que Junsu temía perder, pero algo le decía que Yoochun era la más importante...

<---

Al día siguiente muy temprano, Yoochun y Minho se habían levantado e ido al pastizal, aquel lugar donde una vez Yoochun y Junsu habían quedado en encontrarse para ver que podían hacer con el tema de su boda arreglada...

- seguro que va a venir? – dijo Minho
- si

En eso momento Yoochun podía divisar a Junsu caminando por el sendero, caminando directamente hacia ellos, siguiendo el camino que siempre había seguido para llegar a ese lugar...

- ahí viene el – dijo Yoochun

Minho vio a Junsu acercándose...

- entonces... – dijo Yoochun – ojalá nos veamos pronto
- ojalá que si

Yoochun extendió su mano y este la apretó, aquella era una despedida...

Yoochun camino un par de metros y se topó con Junsu...

- hola – le dijo este
- hola
- estas preparado para una mañana loca
- me voy
- que?, ¿te vas?

Aquello no se lo había esperado...

- tengo que irme
- ellos no dejaran que te vayas – hablando de su familia
- pase lo que pase – dijo Yoochun – después de que todo se descubre, el que menos importara seré yo
- pero...
- esta vez no podré quedarme junto a ti

Aquello le dolió y no solo a Yoochun, también perforo el corazón de Junsu...

- te está esperando – refiriéndose a Minho – a dios Junsu...

Yoochun extendió la mano y Junsu lo miro...

Después de un segundo Junsu apretó su mano y Yoochun lo soltó...

Una sonrisa más y siguió el mismo sendero que él había tomado para llegar allí...

Yoochun se iba por el camino que lo separaba de su lado...

 - Junsu!

Esa no era la voz de Yoochun, Junsu volteo y vio a Minho, este se acercó hasta el...

Yoochun dio una última mirada atrás y vio que Minho tomaba la mano de Junsu. Ese era el adiós definitivo...

--->

- primero hay que estar muy tranquilos – dijo Minho – nada de nervios y cero tensiones, Yoochun me dijo que aún no se los has dicho, no pasa nada, sé que tienes miedo de sus reacciones...

No era por eso... pensó Junsu

- se lo diremos ahora, juntos, te diré como lo haremos, uno por uno, escoge a uno, papa, mama, tío, tía, abuelo, abuela, les dirás, “Si, voy a casarme, pero no con Yoochun, sino con Minho”, la fecha seguirá siendo la misma, los acuerdos seguirán iguales, todo el mundo se sentirá tan feliz como se siente ahora...

No se sentía nada bien...

- solo borraremos el nombre de Park Yoochun y pondremos mi nombre, Lee Minho...

¿De verdad quería hacer eso?, de verdad quería borrar a Yoochun de su vida?

- en cuanto digas eso ya sé que te harán muchas preguntas, esto, aquello, como, porque, entonces ahí les diremos como nos conocimos y tú le contaras nuestra historia, de cuando nos conocimos afuera de la universidad...

Minho siguió hablando, pero Junsu ya no lo estaba escuchando, su mente estaba divagando ahora por todas esas veces en Yoochun había estado al lado suyo apoyándolo, el momento cuando huyeron de su casa, cuando corrieron tomados de la mano, cuanto había confiado en él, aquella vez cuando se había dicho adiós por primera vez, cuanto le había dolido dejarlo ir, aquellos insoportables días, semanas y meses de depresión por el abandono de Minho, cuantos deseos había tenido de buscarlo de verlo...

Aquella vez en el hotel cuando lo había abrazado de aquella manera, cuantas ganas había tenido de no soltarlo nunca...

Yoochun... acaso de verdad quería dejarlo ir?

En ese momento escucho el sonido de un tren, no sabía si se lo estaba imaginado o de verdad podía oírlo a la lejanía, pero entendió todo en ese momento...

Las palabras que le había dicho a Yoochun el día anterior....

¡Me embargo una inquietud que no entendía, sentí miedo, mucho miedo, como si algo estuviera mal, como cuando perdí el tren, cuando corrí detrás de él y no pude alcanzarlo!

Junsu lo había entendido y rogaba al cielo y a todos los dioses de que no fuera tan tarde...

Ignorando completamente a Minho salió corriendo detrás de Yoochun...

Minho no entendía que pasaba...

- vas a decírselo ahora? – le grito a lo lejos – vamos a decirle juntos!

Minho corrió detrás suyo, los separaban varios metros...

<---

Junsu corrió y corrió sin detenerse ni siquiera a respirar, el miedo lo había invadido de nuevo y no por no saber que estaba sintiendo, sino por pensar que había perdido la cosa más preciada que el Destino le había regalado...

Yoochun...

El alma regreso a su cuerpo cuando lo vio junto a su hermano pequeño jugando con la resortera, como aquella vez...

Yoochun aún no se había ido...

Junsu respiro y corrió hacia el...

- falle! – dijo su hermanito

Yoochun rió, pero en eso vio como Junsu venia hacia él, se preocupó al verlo en frente suyo respirando de manera agitada...

- que ha pasado?

Junsu lo miro como si fuera la primera vez que lo veía en un largo tiempo, con añoranza...

- Junsu no me asustes, que paso?

Con amor...

- está viniendo?

Yoochun no entendía...

- que?
- Minho – Junsu estaba a punto de llorar – él está viniendo hacia aquí?
- si
- está mirando hacia acá?

En ese momento a Yoochun lo invadió la esperanza y el recuerdo de aquel momento con KangIn...

Y era cierto Minho venia hacia ello, aunque estaba a varios metros estaba seguro de que podía verlos...

- si... está mirando

Junsu se lanzó hacia a Yoochun y lo envolvió en un abrazo, las lágrimas lo invadieron, pero no iba a callar nunca más...

Lo abrazo con fuerza hundiendo su rostro en su cuello por unos segundos, Yoochun no sabía cómo reaccionar...

Su hermanito salió corriendo llamando a gritos a su papa...

Junsu se separó de él, pero con sus manos agarraba el cuello de su camisa, no lo dejaría ir, nunca...

- tengo una gran deuda contigo Yoochun, pero sabes lo que siempre voy agradecerte más que nada... – Junsu estaba llorando – que hayas traído a Minho, porque si no lo hubieras hecho, no me habría dado cuenta de lo que realmente amaba y lo que no quería dejar ir...

Yoochun también lloraba y lo miraba ansioso, desesperado, ilusionado, con el corazón a punto de estallar...

- de hoy en adelante solo voy a escuchar a mi corazón, porque sé que solo así todo estará bien....

Junsu jalo de la camisa a Yoochun y lo beso...

Minho observaba toda la escena de lejos sin poder creerlo...

Aquel beso... aquel beso no era como el de aquella vez, cuando Junsu lo había besado para deshacerse de KangIn, Junsu lo besaba porque lo amaba, porque, aunque tarde se había dado cuenta de sus sentimientos...

Junsu lo amaba tanto como Yoochun lo amaba a él...

Junsu se alejó aun llorando, pero con una sonrisa en el rostro, pero ahora fu el turno de Yoochun de besarle, tomo sus mejillas entre sus manos y lo acerco a él, lo beso, demostrándole todo el amor que había estado reprimiendo y callando...

Minho dio media vuelta furioso y dolido, pero sabía que aquello se lo merecía, salió de aquel lugar sin opción de volver...

Por su parte Yoochun y Junsu ahora se abrazaban, Yoochun levanto a Junsu del suelo y empezó a darle vueltas mientras lo besaba otra vez, nunca más se separaría de su lado, al igual que Junsu, ambos solo escucharían a su corazón desde ese momento y todo saldría bien...

Además, solo el corazón podría mostrarle el verdadero Camino al Amor...

26 jun. 2017

Camino al Amor ♥ Destino 06




Segunda Temporada (Capitulo 13)



Destino 06

“Y así será”

--->

Aquella confusión se estaba saliendo de control...

Habían pasado casi 1 hora con el abuelo, este no solo le había dado la bienvenida a la familia, sino que lo había presentado como su nieto en frente de todos los familiares...

Después de tanto abrazo y beso, por fin los habían dejado solos, pero no por mucho...

Yoochun jalo a Junsu hacia afuera de la sala...

- tienes que decirles todo ahora
- lo sé, pero...
- todo va a salir bien

- que significa todo esto?

Aquel había sido Minho, ya se estaban preguntando que había pasado con él, no lo habían visto desde que el abuelo había empezado con los saludos familiares...

- tranquilo – le dijo Yoochun – todo se va a arreglar, Junsu tienes que hablar primero con tu madre
- tú tienes que hablar con mi papa
- un minuto, un minuto!, ¿cómo es eso de que se escaparon juntos?
- no es lo que estás pensando – dijo Junsu
- tu hermana lo dijo, huyeron de aquí bien cogidos de las manos...
- todo es un malentendido – dijo Yoochun – lo que paso fue que...

- cuñado!!

El pequeño hermano de Junsu se había acercado con todos sus primitos, en su mano tenía una cámara fotográfica...

- cuñado, vamos a tomarnos una foto!, ¡una foto!

Yoochun junto a Junsu fueron jalados por los niños para posar en una foto...

- puedes tomarnos una foto? – le pidió el niño a Minho este se le quedo mirando – una foto!

El pequeño le puso la cámara en la mano y se fue a posar con los demás junto a Yoochun y Junsu, estos no podían mirar a Minho y Minho bueno él estaba a punto de estallar...

- vas a tomar la foto? – le dijo el pequeño al ver que Minho ni siquiera se movía – foto!!

Minho a regañadientes levanto la cámara y les tomo la tan ansiada foto...

- gracias...

El niño recupero su cámara y se fue junto a los demás niños...

- Minho...

Junsu iba a ir hablar con él, pero en ese momento su padre apareció...

- hijo – hablándole a Yoochun – han llegado más personas, que quieren conocerte, vamos
- señor yo quería
- llámame papa, no señor...

Y sin esperar la respuesta de Yoochun lo jalaron...

A Junsu le daba pena Minho, aunque igual estaba muy confundido, tenía que decir la verdad, no podía perjudicar de esa manera a Yoochun...

- hijo – su madre había aparecido en la escena y Junsu sabía que era el momento
- justo estaba por ir a buscarte mama, tenemos que hablar
- si hijo, pero primero que el amigo de tu esposo pase a refrescarse un poco

Aquella palabra “esposo” ...

- estoy bien – dijo Minho – gracias...
- has hecho un largo viaje, puedes ir a descansar si quieres...
- no yo...
- Seungkwan – dijo la señora Kim llamando a uno de sus sobrinos

El muchacho llego rápidamente a su lado...

- que paso tía?
- lleva al joven a la habitación de invitados
- si!
- pero estoy bien – dijo Minho mirando a Junsu
- ven vamos...
- en serio yo – Minho ya no podía hacer nada Junsu se había ido con su madre
- es tu primera vez en Busan?

Aquello era demasiado para asimilar, aunque en el fondo él no podía quejarse de nada, aún estaba cegado por el gran amor que se supone Junsu sentía por él, trato de calmarse sabiendo que después de que Junsu hablara con su madre todo quedaría aclarado...

<---

Junsu y su madre fueron a sentarse en una parte cercana a la sala...

- dime hijo, que sucede?
- tengo algo que decirte...
- espera, antes que nada – dijo tomando sus mejillas en sus manos – como has estado?, ¿han pasado nueve largos meses, estas bien?
- tranquila mama, estoy bien, de verdad
- Yoochun te trata bien?

Junsu volteo la vista y vio a Yoochun, este estaba siendo presentado a más de su familia, podía ver su sonrisa, su forma respetuosa de presentarse a los demás, cuando estrechaba manos, no había nadie mejor que Yoochun...

- que sucede hijo?, es que acaso...

Típico de madres, preocuparse...

- dime hijo...
- Yoochun, el me trata muy bien, se preocupa tanto por mí, creo que inclusive más que tu...

Su madre se limpió una lagrima y sonrió, de verdad se preocupaba tanto, abrazo a su hijo una vez más...

Junsu había perdido a sus padres desde muy pequeño y sus tíos lo habían adoptado como suyo, desde ese momento había sido muy amado por su familia, tanto o más que sus verdaderos hijos...

- estoy tan feliz por ti hijo mío...

En ese momento sus tías se acercaron y empezaron a llenar a Junsu de elogios, por el gran esposo que tenía y que se notaba lo mucho que lo amaba...

Junsu miro a Yoochun una vez, este estaba siendo jalado por su hermana, es que acaso lo que todos notaban era verdad? ¿Y que era lo que él estaba sintiendo?

--->

Junha había jalado a Yoochun ni bien vieron que los familiares lo habían dejado respirar, junto a ellas sus demás primas, hicieron que Yoochun se sentara en uno de los sillones...

- dime porque me mentiste? – le pregunto Junha sentándose a su lado – se supone que ibas a fugarte conmigo, pero te fugaste con mi hermano!
- muy mal! – dijo una de sus primas en forma juguetona molestando a Yoochun
- porque le hiciste eso cuñado – dijo otra de las primas
- que era lo que me faltaba? – pregunto Junha haciéndose la triste
- anda dínoslo!

A Yoochun le hacía gracias como ahora Junha se comportaba con él, no le estaba coqueteando, era más como una manera de molestarlo, ya que el, ahora era parte de su familia...

- tienes alguna respuesta para mí? – dijo Junha
- bueno, lo que paso fue que...
- que – dijeron en corito las primas
- la verdad es que como estaba oscuro, cometí un error
- cómo así?
- pensé que a la que me llevaba era a ti, pero en la mañana me di cuenta de que era tu hermano...

En ese momento todas las primas estallaron en risas al igual que Junha....

- que mala suerte cuñado...

Yoochun rio...

- entonces – dijo Junha – quien es ese muchacho con el que vinieron
- quien?
- tu amigo
- ah bueno
- es que es acaso mi premio de consolación por no tenerte a ti...

Las muchachas rieron y Yoochun también, en ese momento el padre de Junsu se acercó nuevamente a él, las chicas se retiraron aun riendo, Yoochun busco con la mirada a Junsu, este no estaba por ningún lado...

- hay algo de lo que necesitamos hablar – le dijo el padre de Junsu a su lado el tío enojón que ahora lo adoraba
- dígame
- queremos hacer una pequeña ceremonia de boda para ustedes...

Yoochun se quedó estupefacto...

- ya sé que están legalmente casados, pero, esta celebración es más para nosotros
- primero debería hablar con Junsu – dijo Yoochun sin saber cómo escapar
- ya sé, pero tu dime, quiero saber tu opinión, estarías en contra de que hagamos una pequeña celebración?, porque si es así no lo hacemos
- es que Junsu
- pero no te molestaría, ¿no?
- no, pero Junsu...
- está acordado entonces!

Los dos hombres apretaron sus manos, prácticamente había aceptado las palabras de Yoochun como un rotundo si y eso bastaba para ellos...

- hijo – le dijo su “suegro” – tienes que invitar a tu familia
- claro que va a invitar a todos – le dijo su hermano
- debes acordar todo...
- tenemos que hablar con el astrologo
- la boda tiene que ser lo más pronto posible...


Los dos señores se fueron dejando a Yoochun sin palabra alguna....

- estoy muerto...

Yoochun se dejó caer en la silla, esto se estaba saliendo aún más de control...

<---

Yoochun fue a su cuarto, aquel cuarto lo iba a compartir con Minho, cuando el salió llevaba una toalla puesto, no le había quedado otra que darse un baño...

- esto es demasiado para mí! – dijo Minho molesto – se han pasado de la raya...
- ha habido un malentendido -  dijo Yoochun serenamente – nadie podría haber imaginado que algo así pasaría, pero no te preocupes, Junsu ahorita está hablando con su madre
- debería haber hablado ni bien llegamos!

Yoochun traía un chaleco y se lo quito...

- has recibido todas las bendiciones y todo lo que se supone yo tendría que recibir!, ¡todo fue contigo!, y yo?, ¡yo fui arrastrado a un cuarto y prácticamente obligado a darme un baño!, esto se acabó!, ¿dónde está Junsu?, voy a hablar con ella ahora mismo!

Minho estaba a punto de salir del cuarto y con lo furioso que estaba, lo más seguro es que causaría problemas, Yoochun lo cogió del brazo para detenerlo y lo soltó al instante...

- espera por favor, ahora está rodeado de mucha gente
- hablare con él en privado
- Minho, todo el mundo aquí piensa que tú eres mi amigo y si te ven hablando con él en privado podrían pensar mal
- pues si quieren pensar mal, déjalos que lo hagan!, ¿acaso él y yo no somos una pareja?

Tenía que recordárselo...

- eso es lo que tenemos que decirles!, ¡que somos una pareja y que queremos casarnos!
- yo lo sé – y si que lo sabía – pero lo mejor es que dejes que él se encargue de esto, es muy importante que su familia tenga una muy buena explicación, de lo contrario puede haber una tragedia, hay muchos invitados

Minho se tranquilizó, después de todo, lo que estaba pasando era su culpa, tampoco quería ocasionar una tragedia en su familia...

- ese chico – dijo Minho cambiando de tema – no me dejaba en paz pregunta y pregunta, hasta quería llevarme a ver los campos de caña de azúcar!, porque tengo que ver los campos, ¿que de especial tienen esos campos?, no quiero ir a ver nada!
- está bien tranquilo, no vayas, le diré que estas indispuesto, solo cálmate si, todo va a salir bien, ya lo veras...

Minho inhalo, expiro de manera pausada y empezó a relajarse, por ahora no podía hacer nada y Yoochun tenía razón tenía que calmarse...

Minho volvió al baño para terminar de cambiarse y Yoochun se quedó allí, pensando en todas las cosas que había pasado, sería tan bueno que todo se quedara como estaba, si él y Junsu se casaran, era tan malo por anhelarlo?

Que podía hacer si su corazón estaba de cabeza por culpa de ese niño loco...

¿Acaso el destino, el amor y todos los poderes del mundo podrían ayudarlo?

--->

Junsu había llevado a su madre a su habitación, tenía que hablar con ella de una vez por todas...

- sabes – le dijo su madre – aunque sé que te equivocaste, tomaste la mejor decisión, eres muy afortunado

Junsu sonrió, de verdad era muy afortunado?

- ahora dime, que es eso de lo que tanto quieres hablarme?

Había llegado el momento...

- mama, lo que pasa es que... yo... Yoochun...

Las palabras no le salían...

- ha habido... hay...

No podía decirlo o quizás no quería, había una sensación en su pecho que le decía que no hablara, que no dijera una sola palabra, una sensación tan cálida...

- que sucede hijo?, ¿hay algún problema?
- no – Junsu no pudo decirlo – no hay ningún problema, todo está bien...

Su madre solo sonrió...

- necesito descansar un poco – dijo Junsu
- claro cariño, descansa un poco y te repondrás

Junsu se recostó en su cama y madre la tapo con una manta, después salió de su habitación...

Junsu por su parte no cerró los ojos, no podía dejar de pensar, no podía dejar de sentir, porque no había hablado con su madre?, no habría habido mejor oportunidad que esa...

Porque no se lo había dicho...

Acaso...

Junsu negó con la cabeza, no podía meterse ideas ahora o estaría hecho un lio...

<---

Pasaron unas horas más y después se empezó a escuchar una música folclórica muy fuerte, el tío enojón de Junsu salió de la sala hacia el patio donde estaban todos los familiares, Yoochun también estaba ahí, sentado justo al lado de uno de los primos de Junsu...

- el astrólogo ha hablado! – dijo el tío – la boda será el 30 de este mes, eso es en 2 días!

Todos empezaron a gritar y Junha jalo a Yoochun al medio del patio a saltar y aplaudir, Yoochun estaba muy nervioso, pero en cuanto empezaron a alzarlo sonrió y aplaudió...

Junsu se asomó por la ventana para ver porque el escándalo y vio a Yoochun siendo alzado por sus primos, él sonreía y aplaudía al ritmo de la música...

Aquella sonrisa...


Junsu toco su corazón, este latía de una manera que parecía que se iba a salir de su pecho...

23 jun. 2017

Camino al Amor ♥ Destino 05



Segunda Temporada (Capitulo 12)



Destino 05

“Es el Destino”

--->

Yoochun limpio sus lágrimas, lo estaba haciendo por la felicidad de Junsu y mientras el fuera feliz él lo seria, después de todo ya sabía cómo era vivir sin él, solo debería seguir así...

Solo había una cosa más por hacer y era llevar a Junsu a su casa, ya después junto a Minho, el arreglaría todo el problema que se había armado con su familia.

Yoochun saco su teléfono y después de serenarse un poco más marco el teléfono del padre de Junsu...

- entonces vendrán mañana temprano?

Aquella era la voz del padre de Junsu, podía notarse muy entusiasmado...

- si – esta era la voz de Yoochun
- de verdad, vas a traerlo?, ¿de verdad?
- si señor, mañana volverán a tener a Junsu en casa
- a que hora llegaran?
- alrededor de las 10
- está bien, los esperaremos entonces, muchas gracias hijo mío...

El papa de Junsu no colgó rápidamente y Yoochun pudo escuchar cómo les decía a los demás que llegaban mañana, todo este sufrimiento valía la pena si es que podía hacer feliz no solo a Junsu sino también a su familia, aquellos que lo había tratado como a un hijo...

<---

Justo al lado de la estación del tren había un hotel, Yoochun, Junsu y Minho fueron allí, Minho parecía no querer despegarse del castaño, Yoochun podía ver que realmente estaba arrepentido, pero eso no evitaba que le tuviera una rabia tremenda. La manera en que había abandonado a Junsu jamás se lo iba a perdonar, si solo Junsu no lo amara, quizás si eso pasara no solo podría ser feliz a su lado, sino también podría golpearlo...

- este hotel no parece de 5 estrellas? – dijo Minho
- mientras no sea otro hotel Decente – dijo Yoochun

Aquello hizo que Junsu sonriera, Minho vio como Yoochun también reía, después de eso vino una especie de mirada de complicidad, aquello no le gustaba, pero por ahora no podía decir nada, después de todo Yoochun lo había ayudado a regresar con Junsu, aunque no solamente de eso. Yoochun le había mostrado lo basura que había sido, al mismo tiempo le había hecho notar cuan enamorado estaba de Junsu...

Aunque igual se preguntaba cómo y dónde Junsu se había conocido con Yoochun...

- reserve tres habitaciones – dijo Yoochun repartiendo las llaves – mañana saldremos hacia el pueblo a las 9

Junsu no dijo nada...

- no te...
- no te preocupes...

Minho le había quitado la palabra de la boca y Yoochun solo cayo...

- vamos a arreglarlo todo – dijo Minho tomando las manos de Junsu – vas a ver que la final del día todo va a estar bien

Junsu asintió, en ese momento Minho se acercó a él para besarle y Junsu por instinto volteo el rostro dejando que este le dé un beso en la mejilla, en ese momento volvió el rostro para ver a Yoochun y este había desviado la mirada...

- buenas noches...

Yoochun salió de allí, no quería ni necesitaba ver demostraciones de cariño...

Junsu lo vio irse y no pudo, aunque quiso detenerlo...

- lo mejor será que nosotros también nos vayamos a dormir, mañana va a ser un día largo – dijo Minho
- si

Ambos se fueron a sus respectivos cuartos y al llegar a estos trataron de dormir...

Al menos Minho pudo, pero Junsu moría de nervios, en la mañana debería enfrentar a su familia después de todo lo que había hecho, aunque eso no era lo único que le preocupaba, no podía sacarse la imagen de Yoochun de la cabeza, desde que lo volvió a ver todo fue distinto, después de aquel abrazo, ¿que era lo que estaba sintiendo?, lo más seguro era que estaba confundido, si, eso debería ser, estaba confundido por las atenciones que el pelinegro que le daba, después de todo Yoochun era todo lo que alguien podría desear y más, inclusive se lo había dicho una vez...

“puedes tener a cualquier persona que desees, mírame a mí, ósea ya sé que voy a casarme con Minho, pero imagínate si el no existiera, caería a tus pies al instante, puedes imaginártelo?”

Ahora podía imaginarlo...

*/*

Para Yoochun dormir tampoco había sido fácil, no podía dejar de pensar en Junsu y todos aquellos sueños que se había hecho trizas...

Sintió su corazón doler y supo que ya debería empezar a resignarse, antes de que se siga haciendo más daño...

--->

Como habían quedado, todos se habían levantado a las 9 para partir hacia la casa de Junsu, Yoochun había rentado un auto y ahora se dirigían allí...

Habían pasado todo el viaje en silencio, Junsu se la paso mirando por la ventana y cada intento de conversación que Minho trataba de empezar solo le respondía con monosílabos, al menos su “novio2 lo entendía, estaba asustado por lo que podría enfrentar al volver a casa. Yoochun por su parte no tenía nada que decir, solo se concentraba en manejar...

- llegamos...

Aquella había sido la primera palabra que pronuncio desde de que subieron al carro...

Junsu miro hacia delante, las puertas de su gran casa se abrieron para recibir al auto y Junsu cerró los ojos y los abrió al instante, en ese momento los invadió la música y muchas personas gritando...

Habían adornado toda la entrada de la casa, por cada metro que el auto avanzaba veía más y más adornos, al igual que más gente, toda su familia estaba allí, sus primas, sus tíos, eran muchos los Kim y al parecer se habían reunido todos...

- que está pasando? – pregunto Minho asustado por toda la algarabía
- su hijo vuelve a casa después de 9 meses...

Yoochun podía entender la celebración que había preparado, después de todo el sufrimiento que habían pasado, volver a ver a Junsu, volver a tenerlo en casa era su mayor felicidad...

Junsu sonrió de felicidad ante todo lo que su familia le había preparado...

El auto siguió avanzando hasta la entrada, allí, Junsu pudo notar a sus padres, A sus tíos más cercanos, a sus primos pequeños y a su hermana, Junha...

El auto estaciono y Junha fue la primera en correr hacia el

Ella abrió la puerta de atrás y Junsu salió del auto, al instante podía ver a su prima, bueno más era como su hermana, con los ojos llorosos tirarse encima de él y abrazarlo, Junsu le devolvió el abrazo con la misma intensidad y la misma felicidad...

Al instante su madre también corrió hacia él y la envolvió en un abrazo que lo hizo llorar...

- mi bebe – le dijo su madre mientras lo abrazaba – mi bebe esta devuelta

Por otro lado, Yoochun bajo del auto y al instante fue abordado por el tío de Junsu, ese que casi lo había golpeado cuando lo habían ido a buscar a su empresa...

- hijo...

Que le dijera hijo lo había sorprendido, pero se sintió agradecido por eso...

- no creía que cumplirías con tu palabra, no creí que nos traerías a nuestro Junsu de vuelta casa

El tío lo abrazo...

- por mostrarme mi equivocación, te has ganado mi corazón...

Yoochun sonrió respondiéndole al abrazo...

- nos has hecho muy feliz, que dios te bendiga hijo!

Aquello era más de lo que podía merecer...

Junsu siguió saludando a todos, fue hasta su abuela para abrazarla mientras esta lloraba a mares...

- abuelita....
- gracias a dios mi nieto ha vuelto a casa...

Su abuela le dio tres veces, una en cada mejilla y otra en la frente...

Yoochun paso a ser agradecidos por todos, el padre de Junsu también lo abrazo, estaba llorando, imaginaba que era por la felicidad...

- gracias hijo...

En ese momento Yoochun iba a decir unas palabras, pero vio a Junha correr hacia él y envolverlo en un abrazo, aquello lo había dejado lelo...

¿Acaso Junha no lo odiaba?

- bien hecho cuñado!

Yoochun no entendió...

- pensaban que su secreto no sería revelado?, ¡pues no lo creo cuñado!

Junha le estaba sonriendo y encima lo estaba llamando cuñado!!

A Yoochun le iba a dar algo, busco a Junsu con la mirada y Junha se le puso en frente, verla así de juguetona era muy extraño...

- míralo pues – dijo ella – no puedes quitar tus ojos de él ni por un segundo!, ¡está bien!

Junha corrió hacia Junsu y lo trajo de la mano a su lado, ambos se miraban sin entender lo que estaba pasando...

- aquí esta – Junha puso de la mano de Junsu junto a la de Yoochun – estas feliz ahora cuñado?

Todos los rodearon felices, su madre los abrazo y los beso a cada uno en la frente...

- sean bendecidos, hacen una pareja hermosa!, están hechos el uno para el otro...

En ese instante empezaron a abrazarlos y llenarlos de felicitaciones, Junsu quería decir algo, pero sus familiares lo interrumpían una y otra vez...

Al parecer todos estaban confundidos y pensaban que Yoochun y Junsu eran esposos y que se habían casado...

Y Minho estaba dentro del carro aun, viendo todo lo que pasaba sin entender nada...

- el cuñado trajo un amigo! – grito uno de sus primos
- que salga, que salga – gritaron otros

En ese momento Minho fue sacado del auto...

- bienvenido, bienvenido! – le dijeron – no sientas vergüenza!

Minho no dijo ni una sola palabra, estaba tan confundido, fue llevado hacia donde estaban todos y vio que Junsu y Yoochun estaban de la mano...

- coman esto...

La madre de Junsu tenía un pequeño bol de carne y se las dio a morder a Junsu y Yoochun, una mitad cada uno, Minho solo miraba aquellas escenas furioso, lo peor es que no podía hacer nada...

- el amor se fortalece comiendo la mitad del otro – dijo su madre

Junsu y Yoochun querían que se los tragara la tierra

- tienes que decírselo – le dijo Yoochun a Junsu en voz baja...
- que sucede?

Junha había aparecido de nuevo en frente ellos y no estaba sola, sus demás primas estaban junto a ella...

- cuñado contrólate por favor!

Yoochun rió...

- Wao – dijo Junha – estoy anonadada, que sonrisa...

Junha parecía otra y eso era porque ahora sentía a Yoochun como parte de la familia, ya que, al estar casado con su hermano, se volvía también su hermano, además se notaba que amaba a Junsu y que se casara con el después de haberse fugado juntos era más que agradecer, aunque era muy chapada la antigua, solo quería la felicidad de su hermano...

- niñas por favor! – le dijo la madre de Junsu – no los molesten mucho...
- mama – dijo Junsu – podemos hablar?
- después hijo, ahora lo que tenemos que hacer es ir a que saluden al abuelo...

Aquello lo dejo frió, se había olvidado de su abuelo...

Yoochun y Junsu fueron empujados hacia dentro de la casa, detrás de ellos toda la procesión de la familia, Minho caminaba también detrás, necesitaba saber que estaba pasando...

Estaban a punto de entrar a la casa, pero Junha se paró en frente de ellos...

- no, no, no!, así no van a entrar, se fueron de aquí cogidos de la mano, así que tienen que entrar igual...

Yoochun y Junsu se miraron...

- están muy tímidos hoy, pero esa noche estaban muy felices...

Nuevamente Junha unió sus manos y esta vez ambos la apretaron sin darse cuenta...

- ahora si!, entren por favor...

Junha les cedió el paso y ambos entraron, Junsu intento querer hablar con su madre de nuevo, pero esta no le dejo, debían saludar al abuelo primero...

- vamos cuñado, no tienes miedo ahora verdad?

Junha rió y empujo a los “tórtolos” al salón, donde estaba el abuelo sentado en su silla, serio como siempre...

Minho se adelantó, para estar en primera fila y ver lo que estaba pasando...

- hola abuelo – dijo Junsu
- abuelo... – Yoochun lo imito
- silencio...

La voz del abuelo era muy gruesa y asustaba...

- cuando los vi por primera vez lo entendí todo, a mi edad un vistazo es suficiente para darse cuenta lo que está sucediendo entre dos personas. ¡Se los pregunte en un principio y ambos me mintieron! Y supongo que huir fue idea tuya – dijo mirando a Junsu, este agacho la cabeza – es verdad, ¿o no?

Junsu asintió...

- ya vez, lo sabía, de los dos, tu eres el más atrevido, de todos modos, un error puede ser perdonado una vez, una sola vez!

Todos estaban atentos, pero Minho aun asimilaba las palabras “huir juntos” ...

- han cometido un error y han ganado también el perdón, de aquí en el futuro no quiero que cometan más errores o que me den más sustos, entendieron?

Yoochun y Junsu asintieron...

El abuelo le hizo una seña a Yoochun y este se acercó a él, el abuelo lo agarro de los dos brazos acercándolo a él...

- hijo mío, tienes que cuidarlo – hablando de Junsu – él es la locura de esta familia, nos ha dado muchos problemas y estoy seguro que te traerá muchos problemas también, pero no somos nada sin el...
- lo sé...
- bienvenido de nuevo a la familia hijo mío...

El abuelo abrazo a Yoochun y este le correspondió al abrazo con la misma intensidad...

Aquello lo hacía feliz, no importa que todo sea una confusión, nada lo haría más feliz que estar casado con Junsu...


Pero, ¿cómo harían ahora para salir de aquel enrollo?

20 jun. 2017

Camino al Amor ♥ Destino 04




Segunda Temporada (Capitulo 11)


Destino 04

“Cuando se ama”
(Segunda Parte)

--->

La noche había sido muy larga, Yoochun lo había puesto al día sobre todo lo que había pasado en su vida después de que se despidieran, lo que más le alegraba era saber que de alguna manera había empezado a reconciliarse con su madre, aquello le daba esperanza, quizás su familia también podía perdonarlo...

- aun quieres seguir durmiendo?

Yoochun apareció en frente suyo, llevaba puesto un bivirí y tenía el cabello mojado, aquella imagen eran tan....

Junsu se encogió en la cama...

- si aún quieres dormir podemos pedir que traigan el desayuno

Junsu negó con la cabeza, no podía hablar sin dejar de mirarlo, al parecer también se había olvidado de respirar...

- bueno – dijo Yoochun – voy a cambiarme, puedes darte una ducha mientras...

Junsu asintió con la cabeza y ni bien este salió del cuarto, empezó a respirar, aquello había sido demasiado para él, Junsu sacudió su cabeza y se levantó de la cama...

Tenía que dejar de pensar en Yoochun de esa manera, además el aun amaba a Minho, aunque por este jamás había sentido aquello que sintió cuando vio a Yoochun de esa manera, siempre había visto su amor hacia Minho como algo muy puro, quizás ese amor solo existió en su imaginación, en aquella vida que él pensaba que era perfecta y que nada malo la podía terminar, pero en esta realidad Yoochun estaba a su lado y no Minho, las cosas que Yoochun le estaba haciendo sentir eran reales, tan reales que lo estaban asustando...

<---

Después de que ambos se cambiaran, habían bajado al restaurant para tomar desayuno...

- compre el boleto del tren para hoy en la noche, así podremos llegar a tu casa mañana
- tengo miedo – dijo Junsu
- tu familia te ama Junsu, te aman tanto como para perdonar tus errores, te aman tanto... – “Como yo” pensó Yoochun – que van a recibirte con los abrazos muy abiertos...

Junsu sonrió y siguió tomando su jugo, Yoochun por su parte no pudo dejar de mirarlo, al menos por unos segundos más, lo amaba tanto que sentía que su corazón iba a explotar.

La noche anterior, justo en el momento en que Junsu se lanzara sobre él había tenido que reprimirse de manera que el castaño no notara todo lo que estaba sintiendo por él, cuantas ganas había tenido de besarlo, de abrazarlo hacia su cuerpo y no soltarlo nunca, lo amaba y quizás el destino les estaba dando una oportunidad...

- en que piensas?

Junsu lo había sorprendido mirándolo, pero al parecer había pensado que tenía la mirada perdido pensando en algo...

- estaba pensando en todo lo que vamos a hacer ahora
-que es todo?
- bueno estaba pensando en pasear en bicicleta, ir a patinar
- podemos ir al museo!

Junsu volvió a sonreír y aquello le devolvió vida a su rostro, Yoochun podía verlo de nuevo como la primera vez, volviendo a entusiasmarse por cualquier cosa pequeña que pasara a su alrededor, porque ese era el Junsu del cual se había enamorado, aquel muchacho enamorado de la vida, una personita que amaba todo y aunque haya tenido que pasar por cosas muy duras, estaba seguro que volvería a ser el mismo...

--->

Aquel día se había pasado tan rápido, después de desayunar habían ido a caminar por la ciudad, Junsu quien conocía aquel lugar le contaba acerca de todo lo que él quería saber, después de eso había paseado en bicicleta por horas, había almorzado en puesto de comida en un mercado y Yoochun había quedado fascinado nuevamente por los manjares del lugar, Junsu lo había tenido que sacar a rastras del puesto de comida, después de eso había ido al museo, allí había visto todo el lugar y de paso había un observado una danza oriunda de Busan, habían terminado el paseo sentados en el muelle...

Aquel momento se parecía mucho a aquel día en que Junsu lo había hecho saltar hacia el rio...

- esta vez no querrás saltar verdad?
- si fuera el Junsu de antes quizás...
- para mí siempre serás el mismo
- también quisiera pensar lo mismo...

Sin darse cuenta Junsu había empezado a derramar unas lágrimas y Yoochun lo dejo ser...

Siempre supo que Junsu había tenido una historia en su vida y aunque dicha historia no haya sido las más feliz para él, sabía que Junsu debía soltar esa mochila con el pasar del tiempo y para eso siempre iba a estar a su lado...

Yoochun cogió su mano y entrelazo sus dedos...

Junsu lo miro...

- siempre voy a estar contigo, no importa que pase y lo que decidas, siempre voy a estar allí, tanto como quieras...

Junsu derramo unas lágrimas más y apretó el agarre en la mano que tenía entrelazada...

Su corazón latía de una manera desembocada y quería creer que era porque había empezado a olvidar...

Aunque en el fondo no sea totalmente por esa razón...

<---

La noche había caído y era de partir en tren hacia el pueblo donde estaba la familia de Junsu, llegaron en auto hasta la estación, pero justo en el momento que estaban aparcando escucharon el sonido del tren...

- escuchaste?

Junsu asintió y ambos se miraron, sonrieron y salieron corriendo del auto...

El tren había empezado a hacer esos ruidos que hace cuando está empezando su marcha...

Yoochun corría delante de Junsu...

- vamos que perderemos el tren!

Junsu corría detrás de él lo más rápido que podía...

- vamos Junsu!

Yoochun llego a donde estaba el tren y este había empezado a avanzar, gracias a dios el tren siempre empezaba su recorrido de manera lenta, Yoochun subió por una de las puertas abiertas y extendió su mano para que Junsu la tomara...

- toma mi mano!

Al castaño le costó, pero puedo llegar a tomar la mano de Yoochun y este lo jalo hacia dentro, ambos empezaron a respirar con cansancio por toda la corrida hasta allí...

- pensé que perderíamos el tren – dijo Junsu
- pero no lo hicimos
- puedes creer que llevo soñando toda la semana que pierdo el tren una y otra vez, lo peor es que siempre termino corriendo detrás de este!
- pero esta vez no lo perdiste...
- no

Ambos sonrieron y fueron a sentarse a unos de los vagones libres...

Como en los viejos tiempos...

Ya acomodados Yoochun empezó a sonreír y esta vez fue Junsu quien se quedó observándolo...

- te quieres mucho, ¿verdad?

Yoochun sonrió aún más ante esa pregunta...

- obvio! – respondió este – soy mi persona favorita, además como alguien una vez me dijo “No necesitas ser nadie más que tú mismo, la persona que te quiera te querrá por eso”

Junsu sonrió una vez y luego su rostro se ensombreció un poco y Yoochun sabia él porque....

- no tienes nada de que preocuparte – aquello lo decía por su familia – así que tranquilo ok?

Junsu rehuyó su mirada...

- ok?

Junsu sonrió y asintió...

Yoochun le toco la nariz con su dedo y Junsu quiso hacer lo mismo, pero Yoochun rápidamente hizo unos movimientos de karate para defenderse, lo cual claramente hizo que ambos empezaran a reír a carcajadas...

<---

El tren aparco en la estación y ambos bajaron de este...

- vamos a buscar un hotel y mañana saldremos temprano a tu casa...
- aún tengo miedo, no sé cómo les hare frente
- solo debes volver a casa, yo estaré junto a ti en todo momento

Junsu asintió y por instinto tomo la mano de Yoochun...

Iban a seguir avanzando, pero algo, mejor dicho, alguien los detuvo...

- Minho...

No solo Junsu estaba sorprendido, ninguno había esperado ver a Minho allí, frente a ellos...

Cada paso que dio hacia ellos fue como una daga que se clavaba en el corazón de Yoochun, un corazón que había pensado que su anhelo ahora tenía oportunidad...

- podemos hablar?

Aquella pregunta había sido para Junsu, Yoochun podía ver como este lo miraba, podía ver que sus sentimientos hacia aquel hombre aún no habían terminado, lo que lo lastimo más fue que Junsu había soltado su mano...

- que quieres? – dijo Junsu
- dame 5 minutos, solo 5 minutos por favor...

Yoochun y con todo el dolor que podía estar sintiendo camino lejos de ambos para dejarlos solos...

Junsu vio cómo se alejaba y sintió un impulso de seguirlo, pero no lo hizo y al no hacerlo no sabía que quizá se arrepentiría de no hacerlo...

- no tenemos nada de que hablar
- por favor escúchame
- no quiero hablar contigo
- cometí un error!, créeme, ¡lo sé!, no tuve el coraje para hacer frente a todo lo que paso, para tomar tu mano, estos últimos meses me comporte como pensé que era mejor, como una persona egoísta y práctica, pensando en todo antes de sentir, aunque sabía que todo lo que te hice estaba mal, yo pensaba que en el fondo estaba bien, pero la única verdad es que ese día llegaste a mi tan de repente y yo me asuste, no pude afrontarlo, pensé en mi madre, en mi padre, la sociedad, la religión, ¡pero al infierno con eso ahora!, nada de eso me importa ya,
- me dejaste solo, desamparado y ahora vienes después de nueve meses diciéndome que cometiste un error, que fácil, ¿no?
- la verdad que no, es muy duro, pero te amo y ahora podemos hacerlo funcionar, has pasado por muchas cosas y solo, pero ahora todos tus problemas serán también míos, te vamos a tu casa, yo hablare con tus padres, con tus tíos, con todos, lo hare bien esta vez Junsu, te lo prometo...

Junsu había soñado con escuchar esas palabras durante meses y ahora no sabía que sentir, estaba tan confundido, su cabeza era un lio completo, Minho había vuelto a él y decía que sus sueños se volvería realidad al menos aquellos sueños que siempre tuvo...

--->  </3

Yoochun estaba mirando las vías del tren mientras pensaba, más que eso se estaba dando cuenta de que el amor de Junsu hacia Minho no había terminado, sus anhelos ya no tenían sentido, aunque como siempre para él lo único que importaba era la felicidad de Junsu, sea cual sea...

- porque tuvo que volver ahora?!, todo estaba bien!

Yoochun volteo y vio a Junsu parado detrás suyo, Minho lo esperaba sentado en una de las bancas de la estación, esperando su respuesta...

- ya es tarde, es demasiado tarde para los dos, nada puede pasar ahora, es muy tarde...
- sabes, mis padres nunca se amaron, pasaron su vida amando a alguien más y por culpa de eso, yo he sufrido toda mi vida, ellos podían llevarse bien el trabajo, pero en casa – Yoochun movió los hombres en señal de que nada – eran como dos desconocidos y yo siempre preguntaba, porque se casaron?, deberían haber escuchado su corazón, así hubieran estado mejor, por eso Junsu, solo escucha tu corazón y todo saldrá bien...
- que quieres decir?
- nadie recordara estos nueve meses cuando los años hayan pasado...
- jamás pensé que te pondrías de su lado

Yoochun sonrió, aunque tenía unas ganas inmensas de llorar...

- también estoy de tu lado Junsu, pero, tú y Minho están del mismo lado ahora...
- pero...
- es simple Junsu, aquellos que se aman deben estar juntos, solo entonces todos serán felices...
- y tú?

Aquello le había salido del fondo de su corazón...

Yoochun sentía que sus ojos se cristalizaban, pero lo contuvo todo lo que pudo...

- aún podemos divertirnos juntos!, así yo también seré feliz, ¿que dices?
- trato hecho! – dijo Junsu riendo
- trato hecho! – Yoochun también rio

La risa se apagó al instante, al menos para Junsu...

- no Yoochun, aún sigo sintiendo que no está bien...
- ojalá, ojalá de verdad no estuviera bien, pero...

En ese momento quería decirle lo que sentía, debía decírselo...

- vamos...

Pero no se lo dijo y quizás se arrepentiría toda su vida...

Junsu lo miro, Yoochun tenía la mano extendida hacia él, acaso ese era el final?

- vamos...

Junsu tomo la mano de Yoochun y en el fondo, sin saberlo aún, deseo que él no lo soltara nunca...

</3 <---

Yoochun camino junto a Junsu, ambos hacia donde estaba Minho, este se levantó cuando los vio acercarse, en ese momento soltó la mano de Junsu y este se acercó a Minho, Yoochun solo les sonrió y dio media vuelta para irse y dejarlos solos...

En aquel momento las lágrimas empezaron a brotar y el solo siguió caminando, empezaba la despedida, pero siempre, siempre buscaría solo la felicidad de Junsu, porque cuando más eso es lo que se debe hacer...

Aunque mueras lentamente en el proceso...